Tratamiento de la adicción a la marihuana

Tanto la marihuana como el hachís se extraen de la planta Cannabis sativa. Siendo la sustancia ilegal más consumida en el mundo, es el caso más frecuente de consulta en los centros de desintoxicación. 

¿Cómo identificar a un consumidor de marihuana?   

La anormalidad conductual más evidente mostrada por un sujeto bajo la influencia de la marihuana es la dificultad para mantener una conversación inteligente, quizás por causa de una incapacidad para recordar lo que se acaba de decir incluso unas pocas palabras antes. 

Otro efecto característico de su consumo es la distorsión del sentido del paso del tiempo, asociado con profundos déficits en la memoria y en el aprendizaje a corto plazo. En consecuencia, se pierde el estado de alerta, la coordinación y el juicio que se requieren para las tareas complejas tales como conducir o el desempeño de trabajos con herramientas complejas.

El consumo de marihuana provoca sensación de bienestar (euforia), un estado somnoliento de relax, calma y apatía, con un sentimiento de desconexión del mundo habitual: “Los pensamientos divagan fuera de control. Al consumidor le parecen graciosas cosas que no resultan especialmente divertidas para el observador.”   

Otros síntomas que pueden indicar consumo:

  • Presenta ojos enrojecidos o vidriosos.
  • Presenta coloración amarillenta en las yemas de los dedos.
  • Huele a marihuana.
  • Deterioro de diferentes áreas de la persona como el aspecto físico, la relación familiar, bajo rendimiento laboral o escolar.
  • Presenta cambios de humor (irritable, temperamental)
  • Ha cambiado su círculo de amigos recientemente.
  • Ha perdido el interés en sus pasatiempos habituales.
  • Compra objeto / escucha música con mensajes a favor del consumo de marihuana.

Síntomas de la adicción a la marihuana

Las personas que consumen marihuana de forma continuada presentan, frecuentemente, unos efectos a largo plazo que se caracterizan por:   

  • Sensación de angustia existencial, “asco” hacia la sociedad, desconfianza, sensación de ser controlados.
  • Delirios paranoides.                   
  • Cambios bruscos de humor.
  • Aislamiento.                       
  • Enorme dificultad para mantener la abstinencia.                   
  • Creencia de que, por tratarse de algo natural, ha de ser sano.

Preguntas frecuentes relacionadas con las adicciones: 

¿Cómo puedo ayudar a una persona que tiene una adicción?

¿Se sale de una adicción?

¿Cómo es el tratamiento de adicciones?

¿Cuánto dura el tratamiento?

¿Qué puedo hacer si no quiere realizar el tratamiento?

Cerrar menú